De Ars a Ars

11-30--0001

La asociación cultural Ars Creatio presentó el sábado 21 de enero, en el Palacio de la Música, el número 45 de su revista trimestral, correspondiente al invierno de 2017, año duodécimo de su andadura como publicación.
  Compartir

La portada, cuadro que lleva por título Noche de invierno, es obra de Vanessa Castaño Sanz, licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Valencia. En ella representa el rostro de una bella mujer, diva del cine de los años 20, con mirada fría y distante.

En la galería de fotografías se incorpora como colaborador Blas Fernández, con unas imágenes de Cuenca, en concreto de la laguna de Uña y el pantano de la Toba.

A las habituales secciones de la revista se añaden las noticias del último trimestre del pasado año 2016, recogidas por Encarna Hernández. Manuel Sánchez Angulo homenajea a los científicos que experimentan con su propio cuerpo a riesgo de su vida. Fran Morales nos hace sonreír con otra de sus historietas en el instituto. Francisco Rebollo nos habla, en una semana muy particular después de la nevada, de las condiciones salutíferas del clima de Torrevieja. La poesía tiene su rincón con Rosalía Estela Salas, María Sentandreu y Tomás Vicente Martínez Campillo (otra de las incorporaciones a la revista, que nos llama la atención sobre la obra de Miguel Hernández). Además, Fuensanta Estremera, Miguel S. Juaneda y Manuel Pérez García nos ofrecen tres inquietantes relatos de muy variadas interpretaciones. Antonio Sala y María Sentandreu nos animan, respectivamente, a la lectura del poemario Ecléctica poética, de Josep Romero-Nieva, y de la novela No culpes al karma de lo que te pasa por gilipollas, de Laura Norton.

Tras la presentación de la revista a cargo de su director, Antonio Sala, disfrutamos del concierto que nos ofrecieron Ars Musicandum, cuarteto de saxofones formado por Sixto Herrero (saxofón soprano), Manuel García (saxofón alto), Adelardo Zurdo (saxofón tenor) y Carlos Vicente (saxofón barítono), cuatro músicos de la Vega Baja que demostraron sobradamente su gran bagaje musical con ritmo, encanto y pasión.

La fuerza de la primera parte del concierto vino de la interpretación de obras de los compositores españoles M. de Falla y Albéniz. Al reconocer los primeros compases de Malagueña o de La vida breve era inevitable dejarse llevar por el ritmo de unos temas tan cercanos y sentidos. La segunda parte continuó con la pasión del tango-habanera de K. Weill (compositor alemán), con la belleza de las melodías del Vals venezolano de A. Lauro (original para guitarra) y de la Bella cubana de J. White. Tras el Joropo de M. Moleiro nos ofrecieron como bis una genial versión jazzística de Summertime de G. Gershwin.

Un programa muy agradecido y aplaudido por el público asistente, en el que se unieron técnica y sensibilidad interpretativa. No podemos dejar pasar por alto la labor de difusión del cuarteto ni de Sixto Herrero, que, en su afán por enriquecer la literatura musical del saxofón, ha realizado todos los arreglos musicales de las obras interpretadas.

Al acto asistieron los concejales Alejandro Blanco e Hita Riera, así como Josefina Nieto, presidenta de Ars Creatio. La portadista y los músicos recibieron sendas metopas en agradecimiento por su colaboración.

Entre Ars et Ars: enhorabuena a la asociación cultural Ars Creatio por la edición del número 45 de su revista, y al cuarteto de saxofones Ars Musicandum, que nos regaló verdadero arte musical.