Fran Morales Torrevieja

Soy un profesor de Plástica ilicitano que creció influenciado por el mundo del cómic, sobre todo americano, la música extrema y el cine de terror y fantástico. Dibujante autodidacta, fui cogiendo nivel gracias a la perseverancia, a la práctica y a sustituir las horas de hacer deberes del cole y el instituto por horas de dibujar. Tras años de dibujos orientados sobre todo al terror y al estilo "super héroes" y a la ayuda en cuanto a algunas cosas técnicas de algún amigo con más nivel de dibujo que yo, me puse a estudiar Bellas Artes en 1997 en la UMH, así que soy uno de los supervivientes de  la 1ª promoción de la Facultad de BBAA de la UMH en Altea.
Los años universitarios fueron sobre todo de descubrimiento. Descubrimiento de lo poco preparados que estaban algunos de los profesores y de las veces que uno puede llegar a pensar que está perdiendo el tiempo y, además, gastándose un dineral mientras tanto. El caso es que gracias a algunos compañeros de facultad (actualmente grandes amigos) descubrí nuevos estilos artísticos (nuevos para mí...) que fueron, poco a poco, modelando lo que actualmente soy yo, a la hora de plantearme un proyecto. Durante estos años evolucioné, hice exposiciones en diversas salas, participé en concursos... vamos, la vida del artista, pero siempre tuve clara mi meta: dar clases, emular a aquellos profesores que tuve en mis años de instituto y que me ayudaron a ser mejor persona y a disfrutar aprendiendo.
Tras la licenciatura hice el antiguo CAP, oposité y me encontré de repente frente a un grupo de adolescentes en Castelló de Rugat. Allí descubrí que mis ganas de enseñar no siempre serían correspondidas con ganas de aprender, pero también descubrí que siempre tendré buenos compañeros de profesión que me apoyarán, animarán y enseñarán para mejorar. Desde aquellos días de 2003 en que empecé a trabajar como docente tuve clara una cosa: mis alumnos iban a saber que SU profe de Plástica sabe dibujar y tiene alguna idea de la materia que está impartiendo. De este modo ellos no tendrían la sensación de que ése que está frente a ellos no debería estar ahí. Por esta razón me paso las clases dibujando delante de mis alumnos. Hago bocetos que luego, poco a poco, mientras ellos van trabajando, evolucionan hasta convertirse en dibujos terminados en los que ellos colaboran con sugerencias e ideas, haciendo que el resultado final mejore.
Los años han ido pasando y también los institutos, y siempre he tenido la espinita de dibujar algún cómic, pero también he tenido la desgracia de tener mucha imaginación para dibujar y capacidad nula para escribir un guión interesante. Esto ha ido haciendo que cada vez tuviese más ganas de dibujar cómics. Y siempre que empezaba un guión me daba cuenta de lo malo que era... hasta que un dí se me ocurrió que por qué intentar inventar historias si mi trabajo me las daba de sobra. Así  que decidí plasmar en papel algunas de las cosas surrealistas que me pasan en las aulas. Así empezó lo que me trae hasta esta presentación.
Las historias que cuento en mis cómics me han ido pasando a lo largo de los ocho años que llevo como docente. Lo que cuento en ellas es real, no me invento nada. Lo único que cambio es el aspecto de los personajes, salvo el mío, y los nombres, para evitar susceptibilidades. El estilo de dibujo es realista, pero no muy detallista, aunque a mi me gusta complicar bastante mis dibujos, dado que, como he dicho antes, me gusta que mis alumnos me vean trabajar, así que los cómics están hechos en clase, mientras mis alumnos trabajan (sí, sí, trabajan, en serio) y con algunos consejos suyos a la hora de plantear las historias. Debido a esta forma de trabajar, no soy muy prolífico con la cantidad de páginas y éstas no tienen un nivel "artístico" como a mi me gustaría, pero las historias están bien contadas y cumplen varios objetivos como entretener, provocar alguna sonrisa, tanto a profes como a los alumnos que las leen, motivar a varios alumnos a mejorar en sus dibujos y querer contar sus cosas también y no menos importante, algunos de mis compañeros se han animado a contarme sus propias historias, por lo que este proyecto deja de ser sólo fruto de mis vivencias y pasa a ser una historia compartida que no sé hasta dónde me llevará ni hasta dónde llegará, pero puedo asegurar que me lo habré pasado muy bien en el camino.
Por último quiero agradecer su apoyo en estas cosas del dibujo a mi mujer, a quien le pido consejos, a mis compañeros de profesión, que me animan a seguir dibujando historias y comparten las suyas, y a María Benavent, gran amiga desde que empecé como docente, (de hecho, desde el primer día que llegué al instituto entre la niebla con una camisa burdeos...), y que ha creído lo suficiente en este proyecto como para mezclar su buen nombre en el mismo.

Cómic
  Presentación de la asignatura con cualquier grupo de la ESO Primavera 2012
  El de los cien años Verano 2012
  El de la guardia de geografía Otoño 2012
  Taller de diseño con 2º de ESO Invierno 2013
  En el curso de lengua Primavera 2013
  El de los gentilicios Verano 2013
  El regreso a clase Otoño 2013
  Taller de diseño Invierno 2014
  Plástica con 1º de ESO Verano 2014
  Valencià en primero de ESO Otoño 2014
  En Plástica con primero de ESO Invierno 2015
  Filosofía con 2º bachillerato Primavera 2015
  En clase de valenciano con primero de ESO Verano 2015
  En clase de Plástica con 1º de la ESO Otoño 2015
  En clase de plástica Invierno 2016
  Lección de inglés Primavera 2016
  En clase de plástica con 1º de ESO Verano 2016
  En Plástica con 1º de la ESO. Enero 2017
  En clase de Plástica Abril 2017