Carlos Enrique Vera Sierra Torrevieja (Alicante)

 

 

Carlos Enrique Vera Sierra empieza a interesarse por el mundo del arte en 1998, concretamente en el graffiti, influenciado por la compañía de los artistas locales de esos momentos, aunque transcurre un año hasta que se inicia de forma activa con el primero de una larga lista de murales y trabajos, y que sigue creciendo a día de hoy, ampliando sus horizontes a nuevas técnicas y soportes que le mantienen en una constante evolución creativa.

Entre sus trabajos más destacados, cuentan: las casetas de Cruz Roja y los Servicios Públicos de la costa torrevejense realizados a principios del presente año; la Plaza de la Colonia de San Esteban (más conocida como Plaza del Futbolista), en la que se reprodujo una imagen del campo y del equipo local de la época; la caseta del Polideportivo de la Infanta Cristina; la decoración del patio interior del Colegio Gratiniano Baches; el escudo del ejército de la Plaza de San Cristóbal; además de haber sido galardonado con el premio al Primer Accésit de la 1ª Edición del Concurso Nacional de Graffiti de la compañía de Aguas Agamed 2009.

También ha realizado otros trabajos de decoración interior y exterior a nivel particular, ya sean negocios de menor o mayor envergadura, o de casas y habitaciones privadas, en su mayoría en la localidad de Torrevieja y alrededores; pero su obra no se limita a trabajos remunerados, sino que ha pintado un sinfín de murales a lo largo de los diez años que componen su trayectoria, con diferentes artistas y escritores tanto a nivel local, como nacional e incluso internacional.

Sus obras más recientes no se limitan al mundo del arte mural, sino que se han extendido al trabajo de la pintura al óleo, acuarela, acrílico y a la escultura, que aprende de la mano del artista local Víctor García.